21.11.08

ADIOS


Ahora,

cada vez que veo una persona,

querida o sólo conocida,

me despido de ella diciendo "adiós".


Siempre me despedía con un "hasta ahora" ó "hasta luego",

pero ahora de mi boca sale un adiós especial

en un tono especial

porque he descubierto que esa palabra me ayuda

a practicar el desapego.




este cuaderno se titula "ADIOS" y te lo dedico ,Javier,

ahora que estás pronto a marcharte,

y así ese adiós será un nuevo desapego...

me encantaría no obstante que lo pudieras pasear por la India...

aunque ya me estoy apegando a una imagen que me complace...

ADIOS, ADIOS...pues

2 comentarios:

Anónimo dijo...

hay que desapegarnos para no sufrir ya que la vida es una continua despedida....

jorge

LIRA dijo...

la vida es un continuo adiós...
ahora me estoy dando cuenta...
los adioses son buenos...
y llevan la palabra dios dentro...
qué más podemos pedir?

tan mala prensa que tienen las despedidas...
quisiera hacerme amiga de las despedidas ...
no necesitar nada...
no apegarme a nada...
vivir en el eterno cambio que es la vida...
seguiré diciendo adiós en un tono especial y de una forma especial...